Sergio Santa María se quita el sombrero por sus compañeros que se quedaron en Perú haciendo ciencia. A él se le presentó la oportunidad (o la buscó) de salir al extranjero y no paró hasta llegar a la NASA. Desde el 2014, este destacado biólogo peruano, junto a un equipo de científicos, integran la misión BioSentinel, la primera que transportará cepas de levadura al espacio profundo con el fin de medir el impacto de la radiación espacial en los organismos vivos.

Esto serviría para resolver las interrogantes que todavía existen sobre los efectos de la radiación del espacio profundo en los astronautas, pues -en los próximos años- la NASA planea enviar misiones tripuladas a Marte o la Luna.

En diálogo con la agencia Andina, Sergio Santa María, biólogo encargado de todos los experimentos científicos de la misión, destaca la importancia del primer estudio de respuesta biológica a la radiación espacial en casi 50 años. La última vez fue en 1972 con Apolo 17, cuando el hombre piso la Luna.

“Se trata del primer CubeSat biológico diseñado y desarrollado para el espacio profundo. Es como una caja de zapatos, que transportará cepas de levadura (Saccharomyces cerevisiae ) para ver cómo responden a la radiación”, señala el biólogo egresado de la Universidad Peruana Cayetano Heredia y científico principal del proyecto para la misión BioSentinel en el Centro de Investigación Ames de la NASA en California.

Lee la nota completa en https://andina.pe/agencia/noticia-cientifico-peruano-trabaja-la-primera-mision-biologica-de-nasa-819138.aspx